martes, septiembre 09, 2008

El misterioso caso de Styles


Helouses:

Hoy toca lectura.

Lo reconozco, tengo debilidad por las novelas de misterio. Lo cierto es que mi afición a Agatha Christie viene de cuando era un adolescente y leía las novelas que compraba mi hermana en librerías de segunda mano. Eran libros con tres novelas, pasta dura o blanda, según la edición y de una colección para Sudamérica, creo recordar.

Hace poco el diario regional de mi zona empezó a ofrecer las novelas por entregas y supongo que me pudo la nostalgia. Empecé a comprar y leer de nuevo a la "dama del misterio".

El misterioso caso de Stiles no es la primera que me he leído, de hecho es la octava novela. Pero ha coincidido en el tiempo que la terminara hoy mientras esperábamos en el pediatra a que vieran a mi hijo Rui.

La historia gira en torno al asesinato de la la señora Emily Inglethorp. Madrastra -viuda no muy querida pero que controla los dineros de una famila que no oculta en absoluto que no le tienen mucho aprecio que digamos. El hecho es que la señora se vuelve a casar con un jovenzuelo al que todos ven como un cazafortunas. Mrs Emily muere envenenada e interviene el "intrépido Hércules Poirot" para solventar un caso que sinceramente, dudo mucho que hubiera podido resolverse si no hubiese sido una novela.

Lo curioso es que en mi adolescencia odiaba a Hércules Poirot. Mis novelas favoritas eran en las que el detective era un desconocido.

Lectura entretenida, sin pretensiones. Para nostálgicos de las novelas de misterio en las que la acción no lo es todo.

Saludotes
Marce.

No hay comentarios: